Hábitos para sostener la cordura.

Es bastante difícil todo cuando el futuro semeja dudoso, cuando sientes que pasas todo el día “apagando fuegos”, cuando las molestias se amontonan, cuando empiezas a reaccionar en un corto plazo en vez de meditar en las cosas al largo plazo. Asimismo puede ser bastante difícil enfocarte en tu trabajo o bien en ti cuando todo afuera semeja que se cae a pedazos.

Si puedes sostener tu psique y tu energía en un espacio sano, vas a poder ver más meridianamente las ocasiones que están delante de ti ahora. Siempre y en todo momento es esencial enfocarnos en la solución y desviar nuestra atención del inconveniente.

  1. Empieza un diario de gratitud:


Toma tiempo día a día para anotar 3 cosas por las que estás agradecida. Tu puede hacer esto con una pequeña libreta, anotarlas en tu block de notas del celular, o bien aun utilizar Instagram. Pasar unos minutos día a día pensando solo en lo que tienes (no tiene por qué razón ser cosas materiales) en vez de lo que no tienes te va a ayudar a dar forma a tu perspectiva. Y al final de múltiples días vas a ver que son mayores tus bendiciones que tus inconvenientes y también inquietudes.

Pon atención a lo que charlas o bien escribes:

Como has de estar atenta a diario de tus bendiciones (para hacer tu diario de gratitud) debes llevar cuidado día a día de no rondar muchos por las cosas negativas y inconvenientes, tantos propios como extraños. En ocasiones, nos sometemos a estos en las redes sociales o bien de personas que solo se quejan o bien ventilan inconvenientes. Haz el ahínco por separarte de este patrón de conversaciones o bien escritos que al final no te aportan nada.

Busca lectura que aporte a tu vida cosas positivas.  Lee noticias positivas. Aun en las contrariedades más grandes existen historias que nos nutran el ánima y nos llenen de esperanza.

Deja de percibir “Drama” de terceros:

Aunque ocasionalmente puedes dar apoyo a familiares y amigos que pasan por instante bastante difíciles, esmérate por ser tanto para ti como para ellos fuente de motivación y cosas positivas. Muy frecuentemente, nos enfocamos solo en los inconvenientes y en lo negativo, mas haciendo el ahínco por mudar nuestra visión y enfocarnos en cosas positivas y en soluciones, vas a ver que tanto tu como los que están a tu alrededor van a sentir que verdaderamente si puede encontrarse soluciones y cosas positivas entre ciertos obstáculos. Si en las redes sociales sientes que hay personas que todo es una protesta, puesto que sencillamente deja de proseguirla y empieza a proseguir a aquellas que aportan consejos o bien ayuda.

Simplifica y Suprime Procesos:

Muy frecuentemente la solución más fácil acostumbra a ser la mejor. Mas lograrla no siempre y en toda circunstancia es bien simple. Muy frecuentemente para exceder situaciones se requiere estar presto a dejar ir las cosas que te sostienen atascada. Asimismo se requiere poner a prueba el ego propio a fin de que puedan marchar las cosas sin preocuparte de lo que hacen y piensen  el resto. Tómate tu tiempo para valorar qué cosas o bien procesos puedes reducir o bien facilitar en tu vida o bien en tu flujo de trabajo. Esto no es una licencia para ser ególatra, mas es una forma de valorar lo que se ha de hacer para facilitar tu vida y  negocio. ¿Exactamente en qué áreas se puede lograr más simpleza?

Respira:

Crear un margen en tu vida. La manera más fácil de hacer esto es crear límites en torno a la manera de trabajar y en el momento en que te halles a predisposición de las personas, puesto que vuelves a cierto proceso. Va a haber ciertos días que te fuercen a trabajar hasta tarde y contestar a mensajes de mail fuera de horas de trabajo, por servirnos de un ejemplo, mas si esto es un hecho rutinario, es el instante de frenarlo.

Reducir la velocidad puede ser bastante difícil en tanto que frecuentemente significa abandonar a la testera de que tienes poder. Asimismo es simple de justificar nuestra necesidad de un ritmo furioso con la disculpa de que nos agrada nuestro trabajo. Tú debes querer lo que haces. Asimismo debes quererte a ti y a tu familia lo bastante para sostenerte equilibrada y la salud mental, física, sensible bajo control. Ve más despacio. Ve a dormir. Haz ejercicio. Toma un día de «reposo» o bien por la tarde para renovar tu psique y espíritu (que no tiene por qué razón ser el sábado o bien el último día de la semana). Por ahí leí algo que viene bien citarlo: «una onza de prevención vale una libra de sanación.»

PLUS:

Empieza a redactar los pensamientos que te estresan o bien te preocupan. Lo llaman “Morning Pages” y se trata de redactar tres páginas (no más) de todo lo que tienes en tu psique, que te causa estruendos y que desees sacar de tu pensamiento. No debe estar ordenado, solo es una forma de volcar en el papel aquello que está en tu cabeza. Yo lo he practicado (no lo hago diariamente) y me ha funcionado para aligerar mis pensamientos.

Pon en práctica estos 5 consejos (y el plus), conviertelos en hábitos en tu vida y cuéntame de qué manera te sientes tras ciertas semanas.

Tal vez te interesen estas entradas