¿Eres Mujer Reactiva o bien eres Mujer Productiva?

¿Cuántas veces has sentido que el tiempo no te alcanza? O bien quieres que el día tuviese más de 24 horas, te hallas finalizando la jornada diaria y  te das cuenta que no avanzaste tanto de qué forma lo pensabas en las labores verdaderamente importantes; y claro ser madre, emprendedora, profesional, esposa, amiga, hija, son los papeles que nos toca desarrollar y tomamos hacerlo todo bien.

El día de hoy deseo compartir contigo ciertas peculiaridades que pueden hacerte ver meridianamente exactamente en qué situación te hallas el día de hoy, por el hecho de que la mayor parte de las veces dices: “estoy ocupadísima”, y es que el ser reactivas es muy, muy diferente a ser productiva. Es precisamente por esto que deseo compartir ciertas diferencias que te van a ayudar a comprender dónde estás y a dónde deseas llegar.

Eres Mujer Reactiva sí:

Te distraes con sencillez con una labor o bien proyecto nuevo sin haber acabado el precedente.

Tus pensamientos siempre y en toda circunstancia están “acelerados” y esto no ayuda a lograr la calidad en los desafíos propuestos.

Reaccionas por impulso frente a lo que pasa a lo largo del día, la cantidad de emociones buenas y malas desequilibran el control. Te protestas de todo y para todo tienes una disculpa “perfecta”.

Continúas con inquietud y alto grado de agobio. Precisas estar vinculadas a algo o bien a alguien.

Muy frecuentemente el viento guía tu vuelo. El tiempo para activar no es medible si bien alcancen sus objetivos. Esto es que vas donde van el resto.

Eres una Mujeres Productivas sí:

Te dedicas a cada labor sin distracciones: te levantas y cumples con tu rutina y la rutina familiar.

Meditas y planeas tu camino. Estableces en tus proyectos las datas y plazos y de ahí organizar las labores que te van a llevar hasta la culminación de lo propuesto.

Controlas tus emociones, sostienes un equilibrio y reaccionas basándonos en las prioridades planeadas. Sabes priorizar bien tus labores.

Eres enfocada, tienes un norte para efectuar las actividades cada día. Puedes con toda libertad decir NO en el momento en que te hallas con las manos llenas de labores.

Mides tus resultados y te preparas para lo que prosigue. Las labores las llevas por escrito y buscas la manera de recordarlas ya antes acabar tu jornada.

¿Quién quieres ser: la Mujer Reactiva o bien la Mujer Productiva? Conforme con las peculiaridades que tengas de cada tipo ahora, puedes tomar castigos para ser más productiva. Siempre y en todo momento es preciso que en el momento en que te planees, establezcas plazos de tiempo que han de ser cumplidos y llevar una medición de lo alcanzado y lo que todavía falta por cumplir.

Cuando identifiques  tus prioridades, planees, tomes acción y midas los resultados vas a ver cambios positivos. Proseguirse adelante es un reto para todas y cada una, y día tras día tienes la ocasión de regresar a comenzar.

Tal vez te interesen estas entradas